¿Que es la bartolinitis y cómo tratarla en casa?

Los quistes de la glándula de Bartholini son quistes llenos de líquido que se forman en una de las glándulas de Bartholini: por lo general estas se obstruyen y el liquido en su interior almacena bacterias que es lo que ocasiona la inflamación, dolor, enrojecimiento.

  • ¿Este tipo de quiste es canceroso?

Una bartolinitis es raramente canceroso y, en muchos casos, ni siquiera causa molestias. Muy a menudo, los quistes se descubren durante un examen pélvico de rutina.

Aquí están los 10 mejores remedios caseros para los quistes vaginales.

  • Llene parcialmente la bañera con agua tibia.
  • Mezcle 1 a 2 cucharadas de sal de Epsom en el agua.
  • Remoje sólo su área genital durante unos 15 minutos a la vez o hasta que el agua pierde su calor.
  • Seque suavemente después.
  • Tome un baño de asiento 2 o 3 veces al día durante una semana.

2. Vinagre de sidra de manzana:  Otro remedio eficaz y fácil para la bartolinitis es el vinagre de sidra de manzana. La naturaleza ácida del vinagre de sidra de manzana puede ayudar a reducir el tamaño y la hinchazón de los quistes vaginales. Como vinagre de sidra de manzana ayuda a mantener el nivel de pH de la vagina, reduce aún más el riesgo de infección e incluso impide el desarrollo de más quistes. Modo de empleo:

  • Mezcle 2 cucharaditas de vinagre de sidra de manzana orgánico, crudo, sin filtrar en ½ taza de agua tibia. Remoje una bola de algodón en esta solución y colóquela directamente sobre el quiste durante 1 minuto. Repita 3 o 4 veces al día durante unos días. O, puede dejar en su lugar durante 20 a 30 minutos, una vez al día hasta que el quiste se ablanda. Si puede soportarlo, entonces usted puede mezclar cantidades iguales de vinagre de sidra de manzana y agua y utilizar esta solución en su lugar. Para ayudar a calmar el área, a continuación, puede aplicar aceite de coco en el quiste.
  • Alternativamente, vierta 1 taza de vinagre de sidra de manzana sin filtrar en una bañera llena de agua tibia. Remoje su cuerpo inferior en el agua durante 15 minutos. Hágalo dos o tres veces al día.

3. Comprimir en caliente: Aplicar una compresa caliente a un quiste es otra manera fácil y eficaz para suavizarla y estimular el drenaje, que a su vez ayuda en el proceso de curación. Una compresa caliente también ayuda a matar las bacterias para reducir el riesgo de infección y lucha contra la inflamación.

  • Remoje un paño en agua caliente y exprimir el exceso de agua.
  • Mantenga el paño caliente en la zona afectada durante unos minutos.
  • Repita 3 o 4 veces al día hasta que el líquido comience a drenar fuera del quiste. Precaución: Tenga cuidado de no quemar el tejido delicado en el área vaginal.

4. Aceite del árbol del té: No sólo el dolor, el aceite del árbol del té también ayuda a deshacerse de las bacterias dañinas en el área vaginal y por lo tanto reduce el riesgo de una infección. De hecho, ayuda a drenar el quiste dentro de 1 o 2 días.

  • Mezcle 2 o 3 gotas de aceite de árbol de té 100% en 2 cucharaditas de aceite de coco. Usando una bola de algodón, aplique este aceite en el quiste. Dejarlo durante 20 minutos, luego enjuagar con agua tibia. Use este remedio una o dos veces al día o según sea necesario.
  • Además, agregue de 3 a 5 gotas de aceite de árbol de té a una taza de agua. Use esta solución para enjuagar la zona afectada unas cuantas veces al día.

5. Cúrcuma: La cúrcuma también funciona muy bien para el tratamiento de los quistes vaginales. El compuesto de curcumina en la cúrcuma funciona como un agente anti-inflamatorio que ayuda a combatir el dolor y la inflamación. Además, la cúrcuma es un antiséptico natural, lo que significa que puede ayudar a prevenir y tratar cualquier infección. Modo de empleo:

  • Mezcle 1 cucharadita de poder cúrcuma y un poco de aceite de coco para hacer una pasta. Aplique la pasta sobre el quiste y permita que se sienta durante un par de horas. Enjuague el área con agua tibia. Repita hasta que el quiste estalle.
  • Además, beber un vaso de leche caliente con 1 cucharadita de polvo de cúrcuma mezclado en él para promover la curación y controlar el dolor. precaución: Tenga cuidado al aplicar la pasta de cúrcuma, ya que puede causar manchas amarillentas en la tela y la piel.

6. Ajo: Ayuda a matar las bacterias presentes alrededor de los quistes, lo que reduce el riesgo de una infección. Modo de empleo:

Comments

comments

Entradas recientes